Hydra
Hydra

Hydra, la Luna de Las Mil Caras, es un Dios Exterior enigmático y casi desconocido. Es una masa protoplásmica con cabezas que emergen constantemente, no todas ellas humanas. Vive en una dimensión alternativa y solo puede acceder a nuestro mundo sirviéndose de un ente guía. Con este fin, los devotos de Hydra engañan a alguien enseñándole un conjuro de proyección astral. Si lo emplea, el conjuro actuará normalmente, llevándole en espíritu a donde desee. Sin embargo, cuando se proponga volver a su cuerpo, Hydra le seguirá desde su guarida y todo aquel que esté presente en el momento en el que el alma del viajero regresa al cuerpo será decapitado y su cabeza pasará a formar parte del viscoso cuerpo de Hydra. El viajero no sufrirá ningún daño físico, aunque puede quedar marcado psicológicamente al presenciar esa escena. A parte de esto, es posible que en el famoso salmo de Hécate se refiera a Hydra cuando cita textualmente su epíteto, "Luna de Mil Caras". Es posible que Hydra no sea una entidad independiente. Por su aspecto, bien podría ser un avatar de Abhoth; sin embargo, por su apodo "Luna de las Mil Caras" podría tratarse de un avatar de Nyarlathotep, ya que este es conocido como "El Dios de Las Mil Caras".

Unless otherwise stated, the content of this page is licensed under Creative Commons Attribution-ShareAlike 3.0 License