Shugoran
Shugoran

Shugoran, El Heraldo de La Muerte, es un avatar de Nyarlathotep. Shugoran es un híbrido gigantesco similar a un negro deforme con aletas y con una larga trompa, frecuentemente confundida con un cuerno de guerra o un falo. Su imagen suele aparecer en vestimentas rituales del pueblo Tcho-tcho. Shugoran, según la tradición Tcho-tcho, es una divinidad relacionada con el paso de la vida a la muerte y podía ser conjurado por los devotos para castigar a quienes se entrometen demasiado en sus actividades religiosas. Aunque Shugoran únicamente puede materializarse en Malasia, cuenta con unos esbirros especiales, capaces de adoptar la apariencia y las funciones del dios en otros lugares del globo: son los llamados Hijos de Shugoran que pueden, además, pasar desapercibidos tomando el aspecto de hombres de tez oscura normales y corrientes. Por contra, son más pequeños y más débiles que el propio Shugoran, pero aún así son mucho más fuertes que cualquier humano corriente. El método de ataque fundamental de Shugoran es muy similar al de Chaugnar Faugn: mediante un ataque hipnótico atrae hacia él a su víctima, para después colocar su trompa sobre el pecho del individuo y succionarle la sangre. Otra forma que tiene Shugoran de causar la muerte consiste en obligar a las víctimas a auto-inmolarse.

Si no se indica lo contrario, el contenido de esta página se ofrece bajo Creative Commons Attribution-ShareAlike 3.0 License